Comparte esta noticia

A los 58 años murió Ciro Ibarra, su un infarto acabó con su vida cuando se encontraba en Barranquilla, ciudad a la que acudió para cumplir con una serie de citas médicas programadas, las cuales, no alcanzó a realizar.

Desde hace algún tiempo, a Ciro le fue diagnosticado diabetes, enfermedad con la cual convivía teniendo en cuenta una serie de cuidados y una estricta dieta alimentaria.

Ibarra era hijo de Marquitos Ibarra, nacido en Irraipa, Alta Guajira. Ciro era administrador de empresas egresado de una reconocida universidad de la capital del Atlántico, al terminar sus estudios regresó a su estirpe en la zona de Puerto Nuevo, jurisdicción de Uribia, allí se dedicó a labores de comercio exterior junto a su padre, tratando de sacar adelante este puerto.

En el período comprendido entre 1989 y 1991, Ciro fue concejal de Uribia, siendo el alcalde Wílmer González Brito, con quien tenía una especial amistad desde que eran estudiantes en Barranquilla y jugaban ‘bola de trapo’ viviendo en el mismo barrio. De igual manera acompañó a su amigo ‘chichi’ en los diferentes procesos electorales.

En su núcleo familiar, lbarra dejó once hijos, de los cuales algunos son adultos profesionales y varios son menores de edad aún.

Tras el traslado de los despojos mortales de Ciro Ibarra Rodríguez hasta Maicao, y luego a Irraipa, su sepelio se cumplirá el próximo domingo bajo los usos y costumbres de la etnia wayuú en el cementerio familiar.